La máquina ya está en el sexto lugar y cayó en zona de clasificación.

 

 

Por: Selvin Pineda

San Pedro Sula, Honduras

Un muerto resucitado es peligroso, Real España volvió a la vida al derrotar al Honduras de El Progreso de visita dos goles por cero, parece que el barco hundido sale a flote.

Le puede interesar: Manita de venganza

El entrenador aurinegro Martín el ¨tato¨ García asegura que Real España ha resucitado y está listo para dar la lucha y lograr escalar en la tabla de posiciones para buscar el campeonato.

¨Hemos resucitado, en este juego no dimos muchos espacios, cuando tuvimos la pelota creo que les llegamos mucho por afuera y siento que eso les hizo mucho daño¨.

Habló que para implementar lo técnico y lo táctico solo tuvo cuatro días, pero le gusto ver la disciplina de sus jugadores en ese sentido ya que se han adaptado a su estilo.

¨Hicimos mucho hincapié desde el primer día que llegue acá para trasmitirles confianza, trasmitir unión, solidaridad, Real España está para grandes cosas y una de esas es ser campeones¨.

Los aurinegros hicieron jugar de nuevo al juvenil portero Jordy Castro de muy buena actuación en el encuentro, atajar penales con los catedráticos deja un buen sabor de boca para los españolistas.

¨El camello Delgado me dijo dónde iba el balón en el segundo penal que lanzó su hermano el camellito y ahí me lancé, fue bonito detener ese penal, espero trabajar fuerte para ganar la confianza del profe¨, dijo Jordy Castro.

Pero también el ¨tato¨ elogió al arquero de la máquina Jordy Castro, asegurando que hay buenos elementos a futuro en el fútbol hondureño y lo único que buscan es una oportunidad.

¨Una alegría con este chico, fue como si fuera mi hijo, le dimos la confianza y nos respondió, muy contento por él, Honduras tiene un buen semillero y eso debemos explotarlo¨.

Pero no todo fue bueno para los aurinegros, el delantero Domingo Zalazar se lesionó nuevamente, esta vez del ligamento lateral y será baja para los partidos Motagua y Vida.

Vea también: Martín “Tato” García ya empezó a trabajar con la Máquina

Real España no está muerto, volvió a la vida, ahora va por más, no quiere quedar fuera de la fiesta grande, y están apretando el acelerador para seguir sumando en el torneo.