Los Ángeles, Estados Unidos

El español Pau Gasol fue seleccionado este sábado como nuevo miembro del Salón de la Fama del basquet integrando una clase de ensueño junto a otros gigantes europeos como Dirk Nowitzki y Tony Parker y el estadounidense Dwyane Wade.

La institución dio a conocer a la docena de figuras seleccionadas para la clase 2023 en el marco de la ‘Final Four’ del basquet universitario en Houston (Texas).

Gasol, ganador de dos anillos de la NBA con Los Angeles Lakers (2009 y 2010) formando una inolvidable pareja con Kobe Bryant, será el primer jugador español en ingresar en el panteón de este deporte en una ceremonia que tendrá lugar el 12 de agosto en Springfield (Massachusetts).

Vea además: El Bournemouth escapa del descenso

Otros dos españoles, Pedro Ferrándiz y Antonio Díaz-Miguel, recibieron también esta distinción pero por su labor como entrenadores.

Gasol, cuyo número 16 fue retirado este mismo mes por los Lakers, es la figura imprescindible del despegue del basquet español en este siglo, al que lideró al oro en el Mundial de 2006 y a dos platas en los Juegos Olímpicos de 2008 y 2012 en memorables finales contra la constelación de estrellas de Estados Unidos.

Tras retirarse en 2021, el español ingresará en la institución en su primer año de elegibilidad, al igual que el alemán Nowitzki, líder del único anillo de los Dallas Mavericks (2011), y el francés Parker, cuatro veces campeón con los San Antonio Spurs (2003, 2005, 2007 y 2014).

El trío fue clave para derribar barreras y estereotipos alrededor de los jugadores europeos en la NBA y abrió el camino a otras superestrellas que hoy dominan la liga como el griego Giannis Antetokounmpo (Bucks) o el serbio Nikola Jokic (Nuggets).

Le interesa también: El argentino Enzo Barrenechea se incorpora al primer equipo de la Juventus

Gregg Popovich, el entrenador con más partidos ganados de la NBA y arquitecto de la dinastía de los Spurs, también fue elegido para ingresar al igual que su ex asistente Becky Hammon.

Dwyane Wade, tres veces campeón con los Miami Heat (2006, 2012 y 2013), fue el único ex jugador estadounidense entre los seleccionados a ingresar este año.

«Estar en esta clase con algunos de los mejores jugadores internacionales que han jugado a este deporte, con Tony, Pau y Dirk, es como estar en una tienda de golosinas. Me siento muy honrado de formar parte de esta clase», declaró Wade a ESPN tras el anuncio.