SPORTHIVA consulto con una especialista sobre la relación entre ambas actividades

Tegucigalpa, Honduras

En el mundo del deporte se considera que antes de realizar una actividad deportiva no se deben mantener relaciones sexuales y más cuando se está por afrontar una competencia exigente, pero ¿Que tan beneficioso o perjudicial son el uno para el otro?

Para dar un ejemplo de la discusión que esto genera, antes de los últimos Juegos Olímpicos, de Río de Janeiro, el Comité Olímpico Internacional tomó una decisión que causó polémica. Repartió en la Villa Olímpica 450.000 preservativos. Para el final de la competencia, que duró tres semanas, los desagües se taponaron debido al uso de los mismos.

 

En el mundo hubo diferentes referentes que también se hicieron eco de esta polémica, el que más lejos llevó esta teoría fue Muhammed Alí, el peso pesado más grande de todos los tiempos en el boxeo, quien aseguraba que no tenía relaciones hasta seis semanas antes de una pelea.

Entre las mujeres, Ronda Rousey, la primera campeona de peso gallo y leyenda del extremo Ultimate Fighting Championship, dijo que le gusta ponerse a trabajar en la cama antes de hacerlo en ring: “A las mujeres les eleva los niveles de testosterona, así que trato de tener tanto sexo como sea posible antes de una lucha”.

Para saber más sobre el tema, SPORTHIVA se puso en contacto con la psicóloga orientada al sexo Ninoska Silva, quien no solo respondió esta pregunta sino otras dudas que se han vuelto mitos para la gente alrededor del mundo además nos dio algunas recomendaciones para mejorar el rendimiento sexual fuera de ser un deportista activo.