El luchador irlandés atacó con varios artefactos un autobús que transportaba a varios peleadores

Estados Unidos

Conor McGregor protagonizó un hecho de extrema violencia durante una rueda de prensa en Nueva York. El peleador irlandés lanzó una carretilla a un autobús en el que iban otros luchadores, dejando herido a uno. Terminó detenido.

El deportista de 29 años irrumpió en el Barclays Center de Brooklyn junto con varios sujetos durante un evento de la UFC, donde compite. Buscaba al peleador ruso Khabib Nurmagomedov, quien lo había criticado públicamente.

McGregor tomó una valla, quiso lanzarla sobre el colectivo donde se trasladaba Nurmagomedov y terminó lastimando con un objeto contundente al estadounidense Michael Chiesa, tras el estallido de uno de los vidrios. Chiesa fue hospitalizado por cortes en su rostro. El irlandés se entregó en la comisaría neoyorquina.

Vea además: Bayern Munich listo para celebrar hexacampeonato

El presidente de la UFC, Dana White, señaló que no sabe si el luchador “está metido en las drogas o cuál es su problema”.

Esto es lo más desagradable que ha pasado nunca en la historia de la organización. Se va a presentar una demanda en su contra. Este ha sido un movimiento realmente malo para su carrera. En este momento no quiero hacer nada con Conor Mcgregor”, criticó en diálogo con ESPN.

El futuro del peleador que protagonizó un histórico combate ante el boxeador Floyd Mayweather es incierto y aún no se han presentado cargos en su contra.

Le interesa también: El Milan renueva a Gattuso hasta el 2021

Reportes señalan que McGregor se entregó a las autoridades, y ahora habrá que esperar si los peleadores lesionados entablan alguna demanda en contra del llamado “The Notorius”.

UFC confirmó que la pelea de Chiesa ante Anthony Pettis queda eliminada por las cortadas en la cara que sufrió Michael. Al igual, Borg, quien iba a enfrentar a Brandon Moreno, tuvo lesiones en una córnea. Además quitaron la pelea de Artem contra Alex Cáceres porque Lobov fue parte del grupo agresor.